El amor solo, de Laurence Plazenet

Mademoiselle d’Albretch y Monsieur de Ramón se enganchan en un calentón considerable. Ella tiene quince, él es su tutor. Plazenet nos lo cuenta «a la manera» del diecinueve y situada en la misma época. Hasta ahí parecería una novela romántica con encaje y lágrimas si no fuese porque está estupendamente escrita. En serio. Es una novela de amor en la que Plazenet se ha saltado la presión y convenciones sociales, se ha centrado en las turbulencias amorosas y lo ha aderezado con referencias clásicas y protagonistas muy leídos. Con razón ha caído en un día, diréis. Me sigue fascinando ese amargarse «porque algún día esto se acabará y te abandonaré y las vas a pasar canutas pero, tira, seguimos, porque todavía no ha llegado ese día» taaaan del diecinueve. Laurence lo exprime mucho esto. Todo nos lo deja con pequeños capítulos, algunos son sentencias, y una buena dosis constante de tristeza. Me ha parecido una apuesta difícil que la autora pasa con nota. Le tendremos que seguir el rastro.

Recomendación: a gustosos de (buena) novela de amor tormentoso a la manera decimonónica escrita en el XXI.

Foto cabecera: mimesis-elit.it

1 Comment

Leave a Comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.