Crepúsculo, de Stephenie Meyer

Desde lo de Moccia no tocaba este género, en este caso adolescente (17 también, debe ser la edad ideal) enamorada de vampiro-adonis. Tiene el mérito de enganchar, pero hacia el último tercio puede empezar la urticaria con tanta hiperventilación y latido cardíaco desbocado… su segundo y último mérito es el reflejo de la mentalidad adolescente en primera persona. Conseguido.
Recomendación: para quien quiera novela rosa con vampiros en Washington.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.