El castillo de los Cárpatos, de Julio Verne

Leer un clásico tiene estas cosas: que te enganchas con una historia de supercherías transilvanas, condes misteriosos y valientes guardabosques y de repente no puedes cerrar el libro porque estás perdida en una aldea rumana del XIX y no quieres salir de ahí. Que te manden víveres si eso. Libro de aventuras paradigmático con ese toque tecnológico verniano que Julio no podía ni quería evitar (ni falta que hacía) y que he gozado cual adolescente con móvil nuevo. Gran reencuentro con uno de los máximos culpables de todo lo que he leído desde los 14 años. Gracias, maestro.

Recomendación: a quien quiera gozar con un clásico.

1 Comment

Deja un comentario

Responder a Margharetta Faldacci Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.