Mi amigo Dahmer, de Derf Backderf

Yo era una persona mucho más feliz sin saber quién puñetas era Jeff Dahmer, la verdad. Esto me pasa por no saber controlar una visita mañanera a la biblioteca y arramplar con la primera novela gráfica que he visto en la balda de novedades. Y luego hay que dormir por las noches, claro. No tanto por la novela sino por el yu-yu que da pensar en que los asesinos en serie tienen infancia, adolescencia, vecinos y granos en algún momento de su vida, como es natural. Resulta que el llamado “Carnicero de Milwaukee” fue a un instituto de secundaria y le tocó en clase con un tío que años después sería autor de cómics. Pasados los años, a este último le pareció una buena idea escribir una novela gráfica con los recuerdos de adolescencia y, de paso, denunciar la falta de atención de los adultos hacia un crío que coleccionaba animales muertos y los desollaba como deporte y era alcohólico para cuando acabó el instituto. Me ha gustado más la parte gráfica que la historia, claro. 
Recomendación: a gustosos de conocer la adolescencia de un asesino en serie en un pueblo de EEUU. Para leer con omeprazol.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.