Para llegar al otro lado, de Vladímir Lórchenkov

Que sea hilarante según los rusos. Que sea novela del año según el Wall Street Journal. Que me lo comparen con Vonnegut. Todos esos exabruptos publicitarios empujan a leer pero no arrancan carcajadas si te has forjado el sentido del humor con La vaquilla de Berlanga en la tierna infancia. Sí es de agradecer el esfuerzo de Lorchenkov por sacudir las conciencias occidentales con una sátira brutal del fenómeno migratorio en Europa. Sí tiene pasajes para enmarcar. Sí reparte a diestra y siniestra, lo mismo a iglesia ortodoxa, que a clase política o mafias. Le da igual, porque a todos ellos el problema migratorio se la trae al pairo. Y sí creo que es ésta una buena forma de dar un campanazo tragicómico que consiga despegar nuestras narices del Facebook momentáneamente para recordar que es la puta miseria lo que empuja a otros seres humanos a jugarse la única vida que tienen en encontrar una tierra que les permita vivir con algo de dignidad. Reír por no llorar.

Recomendación: a gustosos del tema migratorio y de sátiras salvajes; a interesados en el país más pobre de Europa, Moldavia.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.