3

Porque te despiertas en junio y ves chimeneas humeantes a través de la ventana y todo el domingazo frente a ti, dispuesto a depredarte, decides que sea sábado. Y te vas a una casita con jardín de Cambridge a leer una larga conversación con un pensador a quien podrías estar horas escuchando sin hacer un alto ni […]