9

Querido Yoda: ¿Qué tal por Alfa Centauri?.  Por aquí las cosas se han salido un poco de madre, porque el cáncer y los tratamientos para finiquitarlo no entienden de horarios de librería, ni de cuota de autónomos ni de calendarios comerciales; en todo caso entienden de inseguridades sociales. Mi cuerpo tampoco ha salido muy gobernable, […]

A primera vista podría pensarse que he hecho sola los once días de fiera, pero eso es sólo chapa y pintura. No me caben las amigas, los familiares, los clientes-amigos, vecinas libreras y mi santo padre en este post. Hasta los Jijonencos han recogido paquetes de libros en la Baja Navarra. Descarto presentarme a la […]

Había nervios porque aunque estamos en 3º de Sant Jordi (las demás libreras son catedráticas) la apuesta podía salir torcida tranquilamente, así que con pocas horas de sueño atacamos la jornada con nuestros papelitos, nuestra cata a ciegas y nuestras pedradas. Lección 1: si llevas más libros, vendes más libros; PERO, lección 2: puedes triunfar […]

6

Ayer la librería Auzolan de Pamplona (fundada en 1977) anunciaba su cierre este mismo mes. No sé si esta es la batalla del abismo del Helm librero, pero huele como tal. Las dos fuerzas enfrentadas se cristalizan en grandes superficies -o cadenas de librerías- versus librerías independientes. Auzolan causa baja en este último bando. Ambos […]

(Me voy a dejar a alguien, fijo): Gracias a los que vinisteis, a los que no pudisteis estar pero empujasteis desde las redes o los guasaps el sábado y durante todo el año, a la -maravillosa- infantería que echó una mano con el sorteo, a la librera de Irún que se vino… ¡con libros!, (gente […]

Este viernes 10 de noviembre no sé todavía quién ni por qué celebra el “Día de las Librerías” en una maniobra envolvente que huele a jugada comercial que mata. Hasta ahí soy todo respeto. Unos gastan en buzoneo y otros en efemérides, claro que sí. Yo, que no tengo ningún póster de la CEGAL para […]

1

“Es que tengo dos exámenes” decía yo con aire de víctima antes de salir de casa al instituto o a la universidad. “¿Y qué es eso para ti?”, decía mi madre, “¡A por ellos!”, gritaba abriendo los brazos; y yo siempre contestaba en tono de letanía: “que son pocos y cobardes”. Era la forma de […]

2

El día en que la iban a matar de frío, Aureliana se levantó temprano para encender la cafetera. Había soñado que atravesaba un arenal hasta alcanzar una playa donde no se veía una nube colgada del cielo, y por un instante fue feliz en el sueño. “Siempre soñaba con el azul eléctrico” dijo 27 años […]